¡Nos vamos a la playa! Es la frase que más esperan los niños en verano. Y es normal, son unos días para gozar de las olas y de la arena. Y precisamente como se pasan tantas horas frente al mar te proponemos algunas actividades para que disfrutes en familia, porque créenos: hay diversión más allá de los cubos, de las raquetas, de los castillos de arena y de las tumbonas … Toma nota para que este verano sea más divertido todavía.

playa 1

Cazatesoros

Antes de explicarle a los niños en que consiste el juego esconde, sin que te vean,  varios objetos en la arena en una zona y luego pídeles que los busquen. Es importante que delimites el área en la que tienen que buscar para que no se dispersen y se terminen desanimando por no encontrar los tesoros. En lo posible trata de llevar desde casa los  objetos pequeños que vas a esconder para que los niños tengan claro qué están buscando. Por ejemplo: Buscar el cochecito rojo de Daniel, la peonza amarilla de Martina… Al final gana el que más tesoros recolecte. !Ah! Y procura dejar una señal que sólo tu reconozcas para que no se queden enterrados los tesoros para siempre…

Lanzamiento de jabalina

Para este juego lo primero que tienes que hacer es buscar una zona en la que no haya mucha gente en la playa para no molestar. Luego  se traza una raya en la arena y cada uno de los jugadores debe lanzar desde ahí un objeto, en lo posible un palo pues la idea es que se clave en la arena. Después de cada lanzamiento el arbitro deberá medir la distancia para poder saber quién ha lanzado más lejos. Para medir lo ideal es hacerlo contando los pasos. Los jugadores podrán coger impulso siempre y cuando no sobrepasen la línea.

Diseñadores playeros

La idea de esta actividad es que una persona se ponga de pie y se ubique de modo que con el sol su sombra se proyecte para que otro participante dibuje la silueta en la arena. Los niños deberán vestir la imagen como si fuera una persona. Esta actividad es muy divertida y les permite derrochar creatividad.

Adivinos en la arena

Para este juego se necesitan mínimo 4 participantes y se deben crear dos equipos.Un miembro del equipo A le dirá a otro del equipo B lo que debe dibujar en la arena para que los de su propio grupo adivinen de qué se trata. La idea es hacerlo en el menor tiempo posible, y sin decir ni una sola palabra, solo con los dibujos. Seguro que os echaréis unas risas.

Llenar el cubo

Para esta actividad se necesitan dos cubos y dos equipos. El juego consiste en dejar en la playa los dos cubos, a la misma distancia, y cada grupo deberá intentar llenarlo trayendo agua del mar en las manos. Gana el equipo que lo llene primero o por lo menos el que recoja más agua en un tiempo determinado. Los jugadores al comienzo deben estar  dentro del mar para que ninguno empiece con ventaja. En este juego correr no siempre es la mejor idea…

Piscina en la playa

Y por supuesto que para los más peques el cubo y la pala no pueden faltar. También te recomendamos que lleves una pequeña piscina hinchable por si el pequeño se asusta con las olas, verás que ir dentro de ella le tranquilizará y lo familiarizará poco a poco con el agua. Lo otro es que entre todos se cabe un hueco en la playa y se llene de agua para que haga las veces de piscina natural.

playa 2

Y por último,  otra actividad que es muy divertida es hacer sesiones de fotos en diferentes zonas de la playa. Ten cuidado con la cámara pero no tengas miedo probar a diferentes alturas y encuadres divertidos. Y si lo que quieres son fotos más profesionales, pues eso sí déjalo en nuestras manos. Aquí toda la información de nuestros reportajes.

playa 3