Hoy os traemos una serie de consejos para todos aquellos que tengáis mascotas en casa, y les queráis hacer fotos.

Los retratos de mascotas, tienen muchas cosas en común con las fotografías de niños pequeños.

Primero planifica tu sesión pensando qué tipos de fotos te gustaría hacer, antes de que la mascota se canse , y veas que no pudiste hacer nada de lo que tenías pensado.

Trata de no incomodar a la mascota, que se encuentre lo más tranquila posible, y si no haces las fotos en su entorno, llévale alguno de sus juguetes.

Lo ideal es utilizar la luz natural, pero sin que incida directamente en el animal, busca un lugar a la sombra. Si puedes evita el flash, porque esa luz incomoda mucho a los animales.

Enfoca siempre a los ojos, a nos ser que quieras centrar la atención en otra parte de la fotografía.

Por regla general saca siempre las fotos a su altura. También es importante que para acercarte al animal sin molestarle, pruebes a hacer las fotos con un teleobjetivo.

Y como con los niños, ten mucha, mucha paciencia.

Vía: dZoom